Sismos sacuden el Polo Norte en medio de un rápido deshielo del casquete polar

Los sismos fuertes volvieron a sorprender a la región más septentrional de la Tierra.

Una inusual serie de sismos ha afectado al Círculo Polar Ártico este fin de semana. De acuerdo a la información brindada por el Servicio Geológico de Estados Unidos (USGS) al menos unos 35 remezones que sobrepasaron los 4 grados de magnitud fueron detectados en distintos puntos del océano Ártico.

El primero de ellos ocurrió frente al mar oriental de Groenlandia el pasado martes 7 de agosto y alcanzó una magnitud de 5,8. Tres horas más tarde, habría una réplica de 4,6.

Un tercer temblor volvería a sacudir la región el jueves, siendo éste de 4.3 y mucho más cercano al polo norte geográfico.

La actividad volvería a reanudarse en el extremo norte del planeta este sábado 11 de agosto, con el registro de cuatro temblores de 4.3, 4.4, 5.3 y 4.2, respectivamente.

Pero sería hoy domingo que la seguidilla de sismos empeoraría al reportarse un terremoto de 6,4 en el norte de Alaska, el mismo que hasta el momento va dejando 25 réplicas de entre 4,0 y 6,0.


Fuente: USGS

Vale agregar que el Centro Sismológico Euromediterráneo (EMSC) alertó de otro movimiento de 4.5 con epicentro a 466 kilómetros al norte de Islandia.

En tanto, este sábado también fue registrado un seísmo de 5,4 en la península balcánica. Las autoridades de Albania informaron que al menos 67 casas sufrieron daños pero no se reportaron heridos.

Fuente: EMSC

OLA DE CALOR HEMISFERIO NORTE

La reciente actividad sísmica observada en el Polo Norte se da en un momento en que gran parte del hemisferio septentrional viene atravesando por una serie de récords de altas temperaturas.

Distintos países han venido sufriendo con las inclemencias del calor extremo en estas últimas semanas. Entre ellos tenemos a Japón, Grecia, España, Alemania, Finlandia y EE.UU.

Esta situación también ha provocado que este año el deshielo del casquete polar ártico esté siendo más acelerado de lo previsto.

Fuente: NOAA

Hace poco, meteorólogos de distintas partes del mundo mostraron su preocupación al señalar que nuestro planeta estaría por entrar en un período sin retorno del cambio climático.

Otro estudio también advierte que la desaparición de la capa de hielo en los polos aumentaría la frecuencia e intensidad de los terremotos, esto debido a la liberación de presión sobre los suelos en las que se encuentran estas 2 regiones del mundo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *